Enlaces Relacionados

  • Mascotas ansiosas
  • Mascotas ansiosas
  • Perros
  • Mascotas ansiosas
  • Mascotas ansiosas
  • Mascotas ansiosas
  • Mascotas ansiosas
  • Mascotas ansiosas
  • Mascotas ansiosas
  • Mascotas ansiosas
  • Mascotas ansiosas
  • Mascotas ansiosas
  • Educación para tu perro
  • Razas de perros perfectas para solteros
  • ¿Cómo acercarte a un perro correctamente?
  • Razas de perros perfectas para solteros
  • Razas de perros perfectas para solteros
  • Perros deportistas
  • ¿Cómo acercarte a un perro correctamente?
  • Perros superdotados que asombran
  • Perros niñera
  • Perros en casa
  • Próximo álbum

Reglas para que un perro no se convierta en pesadilla

Si tienes un perro en casa pero te está causando muchos problemas por su comportamiento, se pasa todo el tiempo ladrando, cuando llegan las visitas se les va encima, hace sus necesidades en cualquier lugar y momento, tu mascota puede sufrir de ansiedad.
Descubre cómo ayudarlo a afrontar este problema con estos ‘tips’ de la experta veterinaria Martha Sánchez y del entrenador de mascotas Dennis Urrutia.
Uno de los puntos más importantes al momento de elegir una mascota, es pensar en cuánto tiempo se le va a dedicar y del espacio con el que se cuenta para que la mascota juegue y se ejercite.
Si no se consideran estos aspectos, irremediablemente tendremos una mascota con problemas de ansiedad. Un perro grande no es recomendable para un departamento a menos que el dueño lo saque constantemente a pasear.
La también llamada hiperactividad canina, se manifiesta en muchos síntomas, entre ellos están la constante inquietud de tu mascota, la incapacidad para acostarse a descansar y los latidos del corazón extremadamente acelerados. Esto tiene que ver con la personalidad de tu perro pero también con cuánto tiempo para paseaos le proporcionas.
Si tu canino tiene estos problemas, aquí tenemos unas reglas para que su conducta no te provoque pesadillas:

1. El ejercicio es el momento para scar su energía: La experta asegura que una mascota necesita por lo menos de 10 a 15 minutos de caminata con su correa, dos veces al día; el ejercicio aeróbico lo relajará, y 15 minutos de juego con algún ‘frisbee’ o pelota estimulará sus capacidades mentales.
Pero si esto no te funciona, la experta recomienda darle premios a tu mascota, los cuales consisten en cubitos de hielo hechos de té de camomila que les encanta a los perros.
Puedes acudir al veterinario para que le prescriba una dieta con efectos calmantes a tu mascota la cual contiene altos contenidos de triptófano que sirve como sustancia calmante.
También existe la opción de la camisa anti-ansiedad, altamente recomendada por la veterinaria. Está elaborada con neopreno lo que la hace elástica y mantiene cierta presión con efectos calmantes en tu mascota, incluso si te ausentas, la camisa puede ser de gran ayuda para tranquilizar a tu perro.
No obstante, el ejercicio sigue siendo de gran importancia para calmar a tu mascota. El entrenador asegura que el entrenamiento también es vital, aunque no se puede prescindir del ejercicio, si se le inculca obediencia al can, su comportamiento puede mejorar.
2. El amor es corrección: Para evitar que cuando una visita llegue a tu casa y tu mascota se le lance, lo mejor es corregirlo jalándolo con una correa sin llegar a lastimarlo.
Pero si llegas a casa demasiado cansado después de un día de trabajo como para jugar con tu mascota, usa una práctica luz‘lasser’, este artefacto mantendrá a tu mascota entretenida con un mínimo esfuerzo tuyo. Recuerda que cuanto más pronto descubras qué problema tiene tu mascota, más fácil solucionarás su ansiedad.
Cuando muerda cosas que no debería, lo mejor será negociar con el canino antes que quitarle del hocico lo que está masticando porque él lo tomará como un juego, tirará más de él. Lo ideal es que compres juguetes especiales para ellos, hay muchos en el mercado y seguro encontrarás el adecuado para él. Debe ser un juguete con una forma muy específica y que no pueda confundirse con otro objeto de la casa.
3. La disciplina es antes del apapacho: Si el perro en tu presencia desobedece cualquier regla no debes darle amor hasta que haga lo correcto.
Recuerda el punto 2, primero es la disciplina. Los expertos recomiendan que en cuanto notes que el perro siente ansiedad por correr por tus zapatos, lo corrijas y no esperes hasta que traiga el zapato en el hocico.
Puedes ofrecer premios o un juguete del perro para que suelte lo que tiene en la boca, inténtalo varias veces antes de darle un premio, porque si le das la comida a la primera no te obedecerá en lo subsecuente.
5. El juego tiene un límite: Es indispensable que tu perro tenga una rutina y que cumpla los horarios que tu designas para jugar, comer, dormir, etc.
El perro puede jugar dentro de casa, subirse a los sillones, ladrar, rascar el piso y hacer hoyos en tu jardín el tiempo que tu quieras, pero también debe aprender a estar calmado y a obedecer cuando tu lo necesitas.
Por eso es importante que trates de dar la misma señal siempre que el juego debe terminar, la señal puede ser un sonido específico, la entrega de premios o el gesto de dejar el juguete en el mismo lugar del que lo tomaste al principio. Recuerda que los juguetes de un perro son para cuando el dueño está presente, no para tenerlos todo el tiempo.
5. El respeto es la base de su relación: Si el aprende que respetar tus reglas es la mejor manera de tenerte contento, de que le den premios, de que lo acaricien y hasta un masaje le den te apostamos que será el perro mejor portado del mundo.
Sin embargo, esto requiere disciplina y constancia del propietario, un perro que conoce la rutina de su vida y repite constantemente los buenos comportamientos los adoptará para siempre.
Así que ya lo sabes, los malos comportamientos no son sólo culpa del can, tu propia determinación puede hacer de un perro mal portado, un angelito.

Videos

Próximos álbumes

Ventajas de adoptar un perro de refugio

Perro alérgico a su vida de perro

¡Los perros también sienten celos!

¿Sabes qué detestan los perros de los humanos?

Disfruta más imágenes
a tu izquierda