Enlaces Relacionados

  • Rompimiento amoroso
  • Depresión tras una ruptura
  • Depresión laboral
  • ¿Qué tanto dependes de tu pareja?
  • Consejos para el amor duradero
  • 10 cosas que no debes decirle a una mujer
  • Pareja cama disgustados
  • Cuando tu pareja se niega a cambiar
  • El signo de tu pareja en el mes del amor
  • Consejos para el amor duradero
  • Depresión laboral
  • El signo de tu pareja en el mes del amor
  • Trabajos y depresión
  • Los 10 hábitos que destruyen una pareja
  • Depresión y la 'envidia de Facebook'
  • Fobia al amor
  • relaciones de pareja
  • Depresión laboral
  • 110112_8Sexo
  • Depresión
  • amor y desamor
  • Consejos para el amor duradero
  • Depresión
  • ¡Sextil del Sol en el Día del Amor!
  • 110110_DineroSexo
  • ¿Qué es lo que menos te gusta de tu pareja?
  • Del amor no se come
  • ¿Qué le falta a tu pareja para ser perfecta?
  • Próximo álbum

Aprovecha tus características zodiacales para salir de una desilusión amorosa

Las desilusiones o decepciones tienen muchas causas y la mayoría de las veces ocurren porque nos dejamos engañar a nosotros mismos con nuestras ideas o la percepción, poco realista de las cosas. En el amor, por ejemplo, existe la “primera impresión” que no tiene nada que ver con el famoso “amor a primera vista” y lo que está indicando es un gusto, una atracción física o de otra naturaleza hacia quien no se conoce y despierta el interés. Quien confunda esa emoción con un sentimiento más profundo pagará las consecuencias.

Por Profesor Zellagro.
El amor, es un sentimiento que se cultiva, se aprende, se educa y no es algo que surge emocionalmente por haberse puesto en contacto con alguien que nos atrae. Muchas personas se decepcionan o desilusionan porque han estado poniendo atributos a los demás, que realmente no tienen. Inclusive, descubren que hay cualidades negativas que le molestan en quien han puesto sus ojos, pero ingenuamente dicen “oh, yo lo cambio”.

Por Profesor Zellagro.
Se dejan llevar por primeros impulsos y hay quienes acaban de conocer a quien llaman de forma soñadora y poética “mi alma gemela” sin percatarse que después que pasen unos días y se conozcan más empiezan a darse cuenta que se equivocaron. Habrán caído en la trampa de un espejismo, se presenta la otra cara, la realidad de quien está frente a ellos y se va extinguiendo el “fuego”. El peligro está en no reconocer a tiempo esas señales y envolverse en una relación que está condenada a no funcionar y lamentablemente, en muchos casos, termina en una infidelidad o traición. ¡Luego vienen las desilusiones y los llantos!

Por Profesor Zellagro.
Dentro de los muchos recursos emocionales que poseemos, existen también ciertos “secretos” zodiacales que cada signo puede emplear cuando se encuentre en una situación parecida. Según la Astrología un ariano no enfrenta una desilusión de la misma forma que lo haría un canceriano, o un sagitariano a diferencia de un pisciano y así sucesivamente. Conocer esos factores puede ayudar mucho a la hora de superar ese mal momento y encauzar nuevamente la vida en un sendero positivo.

Por Profesor Zellagro.
Aries:

Para el primer signo del zodíaco –que se considera a sí mismo como el número uno en todo- le cuesta mucho trabajo admitir que haya alguien capaz de engañar sus sentimientos y no toma a la ligera las desilusiones amorosas. Aries es un signo del elemento fuego, temperamental, aventurero y enérgico, temerario, valiente, osado, entusiasta y dinámico, con mucha chispa y capacidad para dirigir y mandar a los demás de ahí que la decepción amorosa le parece algo fuera de este mundo.

Por Profesor Zellagro.
Su orgullo herido le impedirá perdonar o aceptar un error, inclusive cuando él o ella mismos hayan sido los causantes del problema. Si logra aceptarlo, entonces el resultado es estupendo, y tomará esa decepción como el error de quien “no sabe lo que se está perdiendo”, sin embargo, cuando no lo toma así entonces tiende a volverse dominante y egoísta, impaciente, impulsivo y voluntarioso, inclusive violento, empecinado en tener siempre la razón y querer hacer las cosas a su manera, sin escuchar consejos ni recomendaciones.

Por Profesor Zellagro.
Tauro:

El segundo signo del Zodíaco del elemento tierra cuyas cualidades más conspicuas son su temperamento paciente y confiable posee un corazón tierno y amoroso. Persistente y determinado en sus asuntos, plácido y amante de la seguridad, y sobre todo muy sensual en la cama, no toma a la ligera una desilusión, aunque tarda más para comprender lo que está ocurriendo y asimilarla.

Por Profesor Zellagro.
Una vez que se ha convencido de lo que ha sucedido entonces es bastante difícil que repita la experiencia con la misma persona pues la decepción puede haber acentuado los rasgos negativos de su signo. En ese caso se habrá tornado muy celoso y posesivo, receloso, inflexible, terco, incapaz de dar el brazo a torcer aunque él o ella hayan sido los causantes de la ruptura sentimental que causó la desilusión amorosa. De tomarlo de forma positiva dará vuelta a esa hoja del libro de su vida y seguirá adelante.

Por Profesor Zellagro.
Géminis:

La naturaleza de este signo de aire, el tercero del zodiaco se caracteriza por su llamada “eterna juventud” y un temperamento inteligente, alerta, versátil y curioso. De mente ágil, adaptable, ingenioso, elocuente, juvenil y fresco suele tomar con bastante desenfado las desilusiones. Esto no significa que no las sienta ni les afecte ¡al contrario! Lo que ocurre es que su capacidad de adaptación le permite recuperarse con más rapidez que otros signos y reconocer dónde pudo haber ocurrido lo que motivó el desenlace.

Por Profesor Zellagro.
Sin embargo, cuando el geminiano o geminiana se empecinan y salen a relucir sus aspectos negativos se vuelve altamente superficial, vano e inconsistente, incapaz de concentrarte bien, tenso, inquisitivo y entremetido, agobiando a los demás con una plática constante y repetitiva. De ahí la importancia de aplicar siempre las energías positivas del signo geminiano para sobreponerse a las desilusiones.

Por Profesor Zellagro.
Cáncer:

El cuarto signo del zodíaco del elemento agua, regido por la Luna es posiblemente el más intuitivo de todos y representa el amor maternal y doméstico. Los cancerianos y cancerianas poseen una gran imaginación, con muchas percepciones y sueños clarividentes. Se destaca el canceriano por ser protector de la familia, comprensivo, cauteloso en los negocios y en las palabras. Sus cualidades positivas le ayudan a enfrentar la decepción, pero no a superarla fácilmente pues existe una tendencia típicamente canceriana a recordar mucho el pasado, y vivir en él. ¡Les cuesta mucho darse cuenta que algo terminó!

Por Profesor Zellagro.
Si los cancerianos no reconocen a tiempo lo que ha sucedido entonces actúan de forma temperamental y cambian mucho de modo y carácter en un día. Se aferran con demasiado apego a las cosas y los recuerdos, les toma mucho tiempo recuperarse de esos golpes. No obstante, y es curioso, muchos cancerianos y cancerianas, después que han cicatrizado sus heridas ¡pueden convertirse en grandes amigos y amigas de sus “ex” sin que haya ningún interés sexual por medio!

Por Profesor Zellagro.
Leo:

Para Leo es muy difícil aceptar tranquilamente una desilusión o engaño pues dentro de su esquema mental es incomprensible que haya quien pueda hacerle a él o a ella algo parecido. No olvidemos que se trata del quinto signo del zodíaco regido por el Sol. Aunque sus cualidades positivas son extraordinarias debido precisamente a su naturaleza regia –Leo es el rey o la reina. Los nativos de Leo son generosos, de corazón noble, magnánimos, creativos, entusiastas, con una mentalidad muy amplia, expansivos, fieles y amorosos, de ahí que la desilusión amorosa les tome desarmados.

Por Profesor Zellagro.
Como no pueden admitir la desilusión es muy difícil que reconozcan su propio error y en ese caso, aquellos que no han evolucionado mucho en el desarrollo de su carácter tienden a volverse arrogantes y soberbios, como respuesta a la decepción. En esos casos al pensar que siempre tienen la razón se vuelven intolerantes hacia los demás queriendo mandar a todo el mundo.

Por Profesor Zellagro.
Virgo:

Si un signo ama y busca la perfección en todo ese es el laborioso y organizado Virgo. Este signo del elemento tierra, el sexto del zodíaco refleja la modestia y la compostura. Siendo muy meticuloso, trabajador infatigable, organizado y práctico, diligente, muy confiable, analítico, inteligente y poco pretencioso, una desilusión amorosa le saca totalmente de su centro. El nativo de Virgo no entiende que haya alguien capaz de traicionar a quien como él, o ella, se consideran a si mismos como seres humanos “casi perfectos”, que no han olvidado nunca el detalle ni la forma.

Por Profesor Zellagro.
A los Virgo les resulta difícil asimilar esa decepción, y si lo hacen constructivamente se yerguen, se levantan, siguen adelante con su vida. De no superar esa situación tienden a tornarse criticones o criticonas en exceso, perfeccionistas al máximo, entremetidos, demasiados conservadores, duros con las palabras y con poco tacto social, reaccionando así de forma negativa, y emocional, al desengaño.

Por Profesor Zellagro.
Libra:

Armonioso por naturaleza el séptimo signo del zodíaco del elemento aire, es el paradigma de la diplomacia y el equilibrio. En Libra veremos ese aspecto conciliador, circunspecto, elegante, educado, romántico y encantador. Como se trata de un signo de buen carácter y disposición, generalmente fácil de tratar, sociable, idealista, pacificador, justo y equitativo, amante de la belleza y la armonía, tiende a tomar las desilusiones con mucha clase y escuchar antes de juzgar.

Por Profesor Zellagro.
La contradicción surge en lo que vemos, y lo que está dentro de su Ser interno. Aunque interiormente se sienta destrozado tratará de no demostrar descompostura. Sin embargo, si no supera el golpe sus reacciones serán indecisas, se volverá muy susceptible, fácilmente influido por los demás y con pobre fuerza de voluntad para rehacer su vida emocional.

Por Profesor Zellagro.
Escorpión:

Este es uno de los signos más profundos e intuitivos del zodíaco, el octavo, e imparte a sus nativos un carácter determinado y fuerte, con una gran voluntad para hacer las cosas. Su nivel de percepción de la realidad solamente se compara al de Cáncer y Piscis. Debido a su naturaleza apasionada, excitante, de magnética personalidad y gran carisma, intensamente sexual y posesivo, no suele tomar a la ligera una decepción amorosa y le cuesta mucho trabajo olvidar, y por supuesto, perdonar.

Por Profesor Zellagro.
En los escorpiones que han logrado superar sus puntos débiles encontramos gentes de gran generosidad y capacidad de comprensión. Es difícil pues cuando logra hacerlo siempre tiene guardada la frase irónica para esgrimirla en el momento menos oportuno. Si no canaliza bien sus ímpetus puede tornarse extremadamente celoso y resentido, rencoroso, compulsivo, obsesivo, obstinado e inclusive vengativo.

Por Profesor Zellagro.
Sagitario:

En Sagitario, noveno signo del zodíaco tenemos al hombre o mujer optimistas, amantes de la libertad, espontáneos, joviales, de muy buen humor, con una filosofía de vida muy adaptable. No olvidemos que es el signo del deportista, de la persona honesta, sincera y directa en tus cosas, de corte filosófico e intelectual. Estas cualidades y su auto estima son los elementos que contribuirán grandemente a tomar la desilusión amorosa como “algo que ocurre, pero que no es el fin del mundo”.

Por Profesor Zellagro.
Lo anterior no significa que sea frío ni insensible, al contrario, sino que trata de sacar fuerzas dentro de sí mismo considerando lo que sucedió como parte de un proceso que ocurre, y hay que adaptarse, o perecer. Sin embargo, en quienes no han logrado aún una buena evolución de su carácter la desilusión les puede tornar descuidados e irresponsables. Si afloran esas cualidades negativas se tornan superficiales con muy poco, o ningún tacto social y se colocan en medio de situaciones comprometedoras al hablar de una forma irresponsable, sin medir la consecuencia de sus palabras.

Por Profesor Zellagro.
Capricornio:

Siendo el décimo signo del zodíaco sus nativos son prácticos y prudentes, muy responsables, confiables, disciplinados, con muchas aspiraciones, pacientes, cuidadosos, reservados, discretos y con un cierto sentido del humor muy peculiar. Estas buenas cualidades les ayudarán a superar las desilusiones, aunque no suele ser fácil ya que si la misma ha calado muy fuerte en la vida del capricorniano o la capricorniana lo puede ver como una señal negativa o una comprobación de su “mala suerte” o fatalismo.

Por Profesor Zellagro.
Cuando esto ocurre consideran esa decepción con un toque pesimista y saturniano, muy rígido, intolerante y quejándose o lamentándose del error, supuestamente cometido, y culpándose a sí mismo de la ruptura sentimental. Afortunadamente, si lo toman con la entereza de carácter que les caracteriza asumen una postura digna y no corren detrás de quien les dejó plantado o les cambió por otra persona. Olvidan y tratan de seguir su vida.

Por Profesor Zellagro.
Los piscianos tienden a ver la realidad bajo una óptica de sacrificio personal y como poseen una gran capacidad para ponerse en el lugar de los demás esta cualidad les ayuda mucho a la hora de superar una decepción amorosa. El único punto en contra es que si no se canalizan bien esas energías pueden llegar a ser muy imprecisos y difusos, de poca voluntad, sugestionables y fácilmente manipulables, escapistas e irreales. Generalmente los piscianos suelen conceder el beneficio de la duda y no es raro que vuelvan o regresen con quien una vez les desilusionó concediendo una segunda oportunidad.

Por Profesor Zellagro.
Próximos álbumes

¡Un mundo nos vigila! Los extraterrestres podrían estar entre nosotros

Tránsito de Júpiter en Leo traerá fortuna para todos

Cualidades ocultas de tu signo en la intimidad

¿Qué debilidades ocultan los padres según su signo?

Disfruta más imágenes
a tu izquierda