Enlaces Relacionados

  • Subió más de 90 libras en el embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Subió más de 80 libras durante su embarazo
  • Próximo álbum

Subió más de 90 libras en su primer embarazo y las bajó en un año

Después de subir más de 90 libras durante su primer embarazo, su pancita alcanzó las 55 pulgadas de ancho.
Lara Carpenter Beck subió cerca de 91 libras durante su primer embarazo.
Su pancita alcanzó las 55 pulgadas de ancho, aumentó cinco tallas y el peso era demasiado que la espalda era un martirio.
El peso de Lara no era normal, pues ella esperaba subir no más de 30 libras que es el peso normal a subir durante la gestación.
A las doce semanas de embarazo le preguntaban si ya nacería su bebé, pues su panza era enorme.
Y seguía creciendo y creciendo, era su primer embarazo y subir tanto de peso era algo extraño para ella.
Lara lució una panza impresionante de 55 pulgadas cuando dio a luz a su bebé.
En ese espacio tan grande venía una hermosa niña que nació muy sana.
Lara subió tanto de peso que no encontraba ropa que se ajustara a ella y a su asombrosa panza.
Ni en las tiendas de maternidad había ropa que le quedara.
Después de su embarazo perdió el peso increíblemente rápido, la primera semana después del parto perdió gran parte de su peso.
A las 36 semanas de embarazo pesaba 252 libras, 84 libras más de lo normal.
Una semana antes de casarse con su esposo Lara fue diagnosticada con diabetes tipo 1, ella sabía que los diabéticos son propensos a subir de peso durante el embarazo.
Después de subir más de 80 libras durante su primer embarazo, su pancita alcanzó las 55 pulgadas de ancho.
A pesar de esto es sorprendente el peso que alcanzó su cuerpo, incluso cuando Lara cuidaba su alimentación.
De acuerdo con el sitio DailyMail, una enfermera aseguró que el bebé pesaba 6 libras cuando ella tenía 32 semanas de embarazo que es el peso promedio en el nacen los bebés.
Sorprendentemente todavía le faltaban ocho semanas más para dar a luz.
Lara tuvo algunas molestias por cargar con tanto peso, pues su espalda le dolía, no podía dormir y cuando se recostaba boca arriba, sentía como el peso de su vientre la aplastaba.
Siendo talla 22 y pesando bastantes libras, Lara dio a luz a su bebé Savannah.
Después de tener a su bebé, Lara le dijo adiós a esas libritas de más.
Ella y su esposo sintieron un gran alivio de que naciera su bebé, no solo porque todo salió bien sino porque también Lara podría descansar de su tedioso embarazo.
Aunque fue un embarazo difícil, Lara forma una bonita familia a lado de su esposo y su bebé, que ocupaba un gran espacio.
La recién mamá afortunadamente perdió su peso de manera rápida, logró recuperarse y en un año bajó significativamente de peso.
Ella asegura que está dispuesta a tener otro bebé, y no le importa pasar de nuevo todo lo que pasó con su primera experiencia como mamá.
Es algo que ella volvería a vivir pues su hija Savannah le recuerda que el esfuerzo de cada mes valió la pena.
Próximos álbumes

Alysia Montano y sus mejores fotos corriendo embarazada

Un parto difícil no le impidió regresar al fisicoculturismo

Polémico graffiti de Kate Middleton desnuda y embarazada

Mujer dio a luz a su bebé en el baño de su trabajo

Disfruta más imágenes
a tu izquierda