Publicidad | Vea su anuncio aquí

Escotes que dan de comer

Salma Hayek pechugas

A Salma Hayek le gusta mucho enseñar sus atributos, pero a veces enseña demás.

- Grosby Group. Prohibida su reproducción.

Christina Aguilera, Jennifer López y Christina Ricci son algunas de las famosas que presumieron sus escotes con grandes pechos que alimentaron a sus respectivos bebés en casa, y es que no hay mejor alimento para un recién nacido que la leche materna.

Aguilera comentó en uno de los programas de Ellen DeGeneres que el nuevo tamaño de sus pechos se debía a que estaba amamantando a su amado Max, convencida de lo saludable de la leche materna.

"La leche materna, comenta el doctor Javier Díaz Velásquez, pediatra del Instituto Mexicano del Seguro Social, está hecha a la medida del bebé, contiene proteínas, grasas, vitaminas, defensas e incluso tiene la temperatura ideal para un recién nacido".

"El uso de biberones y leche en fórmula no ayuda igual a la nutrición del bebé. De hecho los biberones provocan gran parte de las enfermedades gastrointestinales en los recién nacidos y algunas malformaciones en la boca conforme van creciendo", comenta el doctor Díaz.

Desde el calostro hasta la última etapa de la lactancia, el darle pecho a un bebé tiene más beneficios de lo que se cree. Además de ser nutritiva y contener defensas inmunológicas que difícilmente se pueden adquirir en otro lado, la leche materna ayuda incluso cuando se ha crecido.

La Organización Mundial de la Salud reporta que la leche materna ayuda a que los niños desarrollen mejor sus capacidades intelectuales conforme crecer e incluso los hace más inteligentes en su etapa adulta. Además, muchos psicólogos aseguran que es en esta etapa en donde un niño define gran parte de su personalidad.

¿Todo debido al amor?

La conexión que surge entre una madre y un bebé mientras se amamanta es única. Muchos especialistas aseguran que este vínculo refuerza la seguridad y autoestima de una persona durante su crecimiento.

La lactancia es una manera única de comunicarse sin necesidad de hablar, y de dar el alimento y cariño que un bebé necesita durante sus primeros meses de vida. Según la UNICEF, la emoción que puede generar, esa intimidad que sólo conocen la mamá y su bebé, ya es motivo suficiente para convertir a la leche materna en el mejor alimento para un recién nacido.

Contra la mortalidad

La UNICEF dice que si todos los niños fueran alimentados exclusivamente con leche materna desde el nacimiento, sería posible salvar cada año aproximadamente 1.5 millones de vidas. Y esas vidas no sólo se salvarían, sino que mejorarían sus condiciones actuales, debido a que la leche materna es el alimento perfecto para el niño durante los primeros seis meses de vida.

En este aspecto, la Secretaría de Salud Pública de la Ciudad de México sostiene que la leche materna es el mejor alimento para el bebé y la acción más eficaz para disminuir la mortalidad infantil.

"Los bebés adquieren anticuerpos a través de la leche materna que los protege contra enfermedades principalmente contra las diarreas, recibe una nutrición completa y es un alimento que no ocasiona desgaste económico a la familia", dice un comunicado de la institución.

Hay muchas razones por las que la leche materna debe ser considerada como el mejor alimento para los primeros momentos de vida de un bebé. Famosas, organizaciones mundiales y especialistas comprueban día a día que un niño crece mejor cuando es amamantado. Esto, sin lugar a dudas.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí